Tendencias en Diseño Gráfico 2018

Posted on 27/08/2018 in Diseño gráfico

anuncio publicitario de cocacola

Tendencias en diseño gráfico. Algunas se han consagrado y otras… no llegaron para reinar

Las tendencias en diseño gráfico son un conjunto de atributos del diseño gráfico que son preferidos antes que otros por una mayoría y durante un período de tiempo concreto. Además, suelen ser cíclicas, es decir, se repiten regularmente a lo largo del tiempo.

El valor de las tendencias como pronóstico

Es importante valorar adecuadamente las tendencias en diseño gráfico desde el pronóstico. Nos adelantan lo que será más demandado en algunos de los elementos básicos del diseño gráfico como el color, el texto o la imagen. Adelantarnos a esta demanda puede reportarnos la elección de nuestra agencia por parte de algunos clientes.

No obstante, a las tendencias en diseño gráfico hay que darles la importancia que tienen. No debemos dejarnos llevar por ellas de manera extrema, pues muchas veces no son adecuadas para el trabajo que estamos realizando y hasta nos puede perjudicar intentar seguirlas.

Aunque pretenden proporcionarnos ese adelanto del que hablábamos, es habitual que algunas finalmente no resulten exitosas. Depende de la calidad del estudio o informe en el que se han basado para dictarlas.

Durante este año son muchas las tendencias en diseño gráfico que prometían ser lo más cool del sector.

En imagen: la imagen corrupta (efecto glitch), la ilustración integrada con la fotografía, efecto paper cut, la ilustración o imágenes hechas a mano, el efecto arruinado, color channels, la fusión de imágenes o doble exposición, espacios negativos.

Texto: lettering, tipografía cortada o borrada, textos caóticos, letras o palabras integradas en fotografías, y tipografía de espacio negativo, tipografía creativa.

Color: los colores brillantes, el minimalismo, efecto metálico, los gradientes, one color.

Algunas tendencias en diseño gráfico tienen mucha fuerza por sí solas y combinarlas entre ellas conduce a un desagradable caos visual que no funciona. Otras, sin embargo, necesitan de otros recursos para dar sentido al mensaje.
A continuación comentamos algunas de ellas:

1. Fotografía e ilustración integradas

Sin duda es todo un éxito: la combinación perfecta porque aporta fantasía y carácter propio a fotografías o escenarios aparentemente “normales”, transformándolos y dándoles una nueva vida. Como todos los híbridos, la dificultad está en la integración de los dos elementos (fotografía e ilustración) que cuando no se hace de manera profesional nos lleva a la cutrez. La mezcla entre un procedimiento mecánico como la fotografía con uno manual como la ilustración, aumenta el potencial creativo y da lugar a una nueva imagen que suele ser novedosa en la memoria del consumidor.

Tendencias en diseño gráfico_Coca Cola
Murals para Coca – Cola, de la agencia Wieden + Kennedy

 

2. Tipografía integrada en fotografías

No deja de ser esa eterna y necesaria relación entre imagen y texto. Se complementan, se ayudan tanto a nivel conceptual como compositivo; una refuerza el significado de la otra y viceversa y ahora también se integran más que nunca formando parte del resultado final.

Tendencias en diseño gráfico_Ecoembes
Campaña ReciclaYRespira de Ecoembes

 

3. One color

Lo que a priori puede parecer una combinación repelente, se convierte en un recurso que da mucha unidad y relevancia al objeto. Hablamos de utilizar el mismo color para el espacio que rodea al producto que para el producto en sí. Se emplea mucho en 3D pero también en cartelería, donde destaca gracias a los matices y juegos de sombras y luces, imprescindibles para obtener buenos resultados en la aplicación de esta tendencia.

Tendencias en diseño gráfico_Fanta
Nueva botella y presentación de Fanta realizada por la agencia DrinkWorks

 

4.Textos caóticos

Divertidísimos, le dan mucho dinamismo y distinción al proyecto pero siempre que el trabajo se lo pueda permitir pues dificulta la lectura y puede crear confusión en la misma. La parte estética suele pesar más que la parte útil en esta tendencia, es decir, no importa tanto lo que dice sino cómo se dice, por ejemplo el efecto causado por esa ensalada de letras.

Tendencias en diseño gráfico_Zuluzuluu

 

5.Tipografía cortada o borrada (cropped typed)

Aquí lo importante es no perder la legibilidad. Algunas tipografías ya vienen de fábrica con ese efecto, como la Acier Bat Text Strokes, creada por Production Type. En otros casos es el propio diseñador el que va borrando para crear una imagen a medida.

Tendencias en diseño gráfico_Tour de Francia 2018
Cartel para el Tour de Francia 2018

6.Colores brillantes

Especialmente en las representaciones en 3D y en el sector alimentario, aunque por extensión también lo estamos viendo en otro tipo de trabajos.

Por cierto, Pantone® consideró como color del año 2018 el Pantone 18-3838 Ultra Violet, que también está muy relacionado con esta opción de colores brillantes.

Tendencias en diseño gráfico_Starburst
Imagen para Starburst de Serial Cut
Tendencias en diseño gráfico_Pantone
Mug con Pantone 18-3838

7.Ilustración e imágenes hechas a mano

Confieren exclusividad y notoriedad al trabajo y funcionan de maravilla a nivel comunicativo. Por eso son muy demandadas. Además, envejecen más tarde que las fotografías. Su reciclaje las hace versátiles aportando dinamismo y haciendo posible un mundo imaginario.

Ilustración para el IX Encuentro Provincial de Agrupaciones en Úbeda
Ilustración para el IX Encuentro Provincial de Agrupaciones en Úbeda

8.Efecto Paper Cut

Transmite una idea a través de una imagen que simula el corte del papel, lo que suele aportar profundidad a la vez que nos evoca un concepto artesanal, manual. Exige simplicidad y claridad en las ideas y una gran capacidad de síntesis. Ideal para trabajar en capas también.

Tendencias en diseño gráfico_Detalle Cartel Cine Memoria Historica
Detalle del cartel del IX Ciclo de Cine Memoria Histórica por Emóleo

 

En general, está siendo un año marcado por la experimentación, sobre todo en el tratamiento de la  imagen y en la composición, y ello es muy aprovechable como herramienta para conducirnos a la innovación, es decir, utilizar las tendencias como inicio de procesos que nos llevan a resultados novedosos más que como recursos para aplicar en sí mismas.